Prepara una escapada barata en autobús para conocer Logroño
Share

Hoy vamos a proponeros una escapada barata de fin de semana a la ciudad de Logroño para que disfrutéis haciendo turismo y conociendo la ciudad en febrero o marzo. Logroño es una ciudad con mucha historia y algunas tradiciones que se conservan desde tiempos de la Edad Media. La historia de Logroño no puede desligarse del Camino de Santiago, y es que esta ruta jacobea hizo de Logroño una de las poblaciones más importantes del camino. Todo esto ha dejado un interesante conjunto monumental estrechamente vinculado al tradicional paso de peregrinos en la ciudad. Y es que la ciudad de Logroño no llegó a cobrar importancia hasta el auge de la ruta jacobea, a partir del siglo XI.

Aprovecha tus próximos días libres para hacer una escapada barata viajando en autobús a la ciudad de Logroño y disfruta haciendo turismo. Y es que la ciudad de Logroño es un destino perfecto para una escapada de fin de semana en la que puedes disfrutar de su patrimonio. En torno a la Rúa Vieja, una calle tradicional por la que los peregrinos se dirigían a Compostela, en la que veremos las más importantes representaciones de la arquitectura jacobea como son el albergue de Peregrinos o la famosa fuente de los Peregrinos.

Prepara una escapada barata en autobús para conocer Logroño

Prepara una escapada barata en autobús para conocer Logroño

También puedes ver otro importante templo de la ruta jacobea como es la Iglesia de Santiago. Este monumental edificio, erigido en el siglo XVI, cuenta con una sola nave y su fachada muestra una formidable imagen de Santiago Matamoros. En el interior se venera la imagen de la Virgen de la Esperanza, patrona de Logroño. Y es que abundan los templos en Logroño, destacando entre todos ellos Santa María de Palacio, el más antiguo de la capital riojana, que preside el horizonte logroñés con su aguja gótica. En su interior se pueden admirar un magnífico claustro, un retablo flamenco y varias piezas románicas.

Muy cerca de esta iglesia encontrarás la torre mudéjar de la iglesia de San Bartolomé, dedicada al patrón de la ciudad. Esta torre fue construida en el siglo XII, conserva una exquisita portada esculpida y constituye la única muestra de arte románico en la urbe. Logroño también cuenta con buenos ejemplos de arquitectura civil, como el palacio del Marqués de Legarda, el de los Chapiteles o el Museo de La Rioja, instalado en el palacio de Espartero, una construcción barroca del siglo XVIII. Las avenidas y plazas de Logroño también son una buena opción para disfrutar del ambiente de sus calles. El paseo del Espolón es uno de los centros emblemáticos de la ciudad al igual que la plaza del Mercado.

Comentarios

Los comentarios están cerrados.

Síguenos en las Redes Sociales
Facebook
Twitter
Google Plus
Publicidad